Medicina natural, actualidad y economía

Cierre de Armat S.A. de Quilpué no sólo puso fin a producción nacional de cospeles sino que mostró a mi juicio una falta de visión de futuro de quienes nos gobiernan

Fue una muerte anunciada. Muchas gestiones se hicieron para evitar esta pequeña pero significativa catástrofe

Esto me  trae recuerdos cuando a fines de los años 60 se congeló el dólar en $ 39 por tres años y se dejaron entrar libremente los petrodólares a Chile. Con el bajo valor de la divisa se destruyó gran parte de la industria manufacturera chilena, la agricultura fue considerablemente dañada y el país se endeudó irresponsablemente con el exterior, a lo que sumó un endeudamiento interno que llevó a gran parte de la banca nacional a la quiebra. La caída de la economía chilena fue la más fuerte, desde la de los comienzos de los años 30.

Llama la atención la falta de preocupación del tema por los políticos. Impresiona como se pierde una fuente laboral y se paraliza una prestigiada empresa, que fuera una de las más importantes del mundo. En unos día más todo esto se olvidará. Cómo se pierde de aprovechar recursos humanos capacitados y cómo se hace sufrir a tantas familias; ellos estaban esperanzados que el problema se superase.

Qué economía más mal interpretada; con razón parece ser que nuestro estilo de desarrollo está generando odios; resentimientos, mientras unos se enriquecen con las especulaciones como el vergonzoso caso de La Polar, por otro lado se dañan a cientos de miles de personas. El “éxito de La Polar” mereció distinciones al que lo llevó adelante, frente a una incapacidad institucional de detectar lo que estaba sucediendo; será sólo incapacidad e irresponsabilidad, también seguramente está asociado a la pérdida de valores éticos en nuestra sociedad.

Qué importante que los altos directivos y ejecutivos del Banco Central y de  la Casa de moneda miren hacia el lado y hacia abajo. Qué importante que las más altas autoridades de gobierno se den cuenta del daño que está generando una nefasta política cambiaria.

 Por Dios que cuesta construir y qué fácil y rápido es destruir.

Más adelante me refiero a otros casos de intervenciones de otra época que correspondían a visiones de estadistas, que tanto se echan de menos hoy.

Además presento noticias sobre cómo se fue desarrollando la crisis de esta interesante industria de Quilpué y algo de sus consecuencias humanas.


Recuerdos de actitudes de hombres con visión de futuro, de estadistas

 Otros recuerdos, el gran médico Jorge Mardones Restat fue ministro de Salud (entonces llamado de Salubridad). El país tenía una aguda desnutrición infantil junto a una altísima mortalidad durante el primer año de vida. UNICEF ofreció a Chile leche en polvo donada. Este estadista médico condicionó la recepción de la leche a que se le apoyara al país a producir su propia leche. Fue así como esta organización de Naciones Unidas donó las primeras plantas que quedaron en manos de cooperativas.

Los programas posteriores de apoyo materno infantil, con el Programa Nacional de Alimentación Complementaria, donó leche especialmente a la familia que acudía a la atención preventiva de salud. Así se creo una importante demanda para la producción láctea chilena y se llegó a uno de los consumos más altos del mundo de leche en polvo por habitante. El sur de Chile tiene gran aptitud lechera y de producción estacional; la elaboración de la leche en polvo reduce el peso a una décima parte y la noble leche deja de ser perecible. El SNS compraba todo el excedente de producción de leche y sólo importaba los déficit. Esto fue un gran estímulo al desarrollo de la producción lactea en Chile.

Llegó el neoliberalismo con el Gobierno Militar y se prefirió el llamado a propuestas internacionales. No cabe duda que la leche externa salía más barata, ya que el mundo desarrollado generaba excedentes que los vendía al mundo subvencionados.

Ahora sucede algo parecido con las compra de los copeles a Corea, aprovechando el deterioro del valor de la divisa por los excedentes derivados especialmente de la fiebre del cobre. Creo muy probable que si el dólar superase los $ 600, era más conveniente la producción nacional.

Otro caso que cabe recordar. Cuando el Presidente Carlos Ibáñez del Campo, con su visión de estadista, impulsó el cultivo de la remolacha en Chile y construyó la primera planta en Los Ángeles, prefirió que se usara como combustible el carboncillo chileno a pesar que el petróleo generaba costos menores. El planteó que el carbón lo teníamos nosotros y el petróleo debía importarse. IANSA así llegó a comprar la mitad del carbón que entonces producía la provincia de Arauco, una de las más pobres de Chile.

 

Algunas noticias previas al cierre de la planta de Quilpué

 

Concejal Cárdenas denuncia que cierre de empresa Armat S.A dejará más de 100 cesantes

05.01.2012 | El edil considera que el cierre de la industria elaboradora de metales no ferrosos afectará a trabajadores de Quilpué.

El concejal de Quilpué Cristian Cárdenas denunció que el inminente cierre de la empresa elaboradora de metales no ferrosos Armat S.A. dejará cesantes a más de 100 trabajadores de la comuna.

Según informó el edil, a la empresa le quedan sólosemanas o meses de existencia en la Ciudad del Sol, yaque “la Casa de Moneda entregará la elaboración decospeles o monedas sin acuñar a una empresacoreana, en desmedro de Armat, (que las haelaborado durante décadas) con la finalidad deabaratar costos, priorizando lo económico por sobrelo social y dejando de un plumazo a cerca de 170familias sin el sustento que le da la empresaquilpueína”.

En esta línea, Cárdenas indicó que de un total de 5.617toneladas de copeles que requiere el Banco Central, la Casa de la Moneda derivó la fabricación de cospeles enun 10% a España y en un 85,8 % a la coreana Punsan,dejando los cospeles de las monedas de $1, $50 y $500a la empresa con base en Quilpué, que se traduce enun 4,2% y significa trabajo para solo 2 meses enArmat.

En su opinión, esta situación sentencia la desaparición inminente de la empresa quilpueína, y con ella la cesantía de sus funcionarios.Asimismo, el concejal DC enfatizó que “si Armat cierra sus puertas, fruto de este negociado de la Casa de Moneda, quedan más de 100 trabajadores cesantes en forma inmediata, y además se ve afectada la fuente laboral de transportistas, proveedores, personal de seguridad, entre otros.

Quedarán quilpueínos sin el sustento familiar y como Concejal de la Comuna no estoy dispuesto a callar esto y dejarlo pasar. La decisión depende de la Casa de Moneda, que es una empresa estatal, pero una vez más nos damos cuenta que ante todo, el Gobierno y sus autoridades privilegian los intereses económicos por sobre los sociales”.

Finalmente, la autoridad comunal solicitó a las autoridades detener este ” negociado” y evitar que la empresa desaparezca, ya que a sus trabajadores será muy complejo reubicarlos en otras compañías. Esto, debido a que en su mayoría son mayores de 45 años, preparados para funcionar en un rubro con muy poco campo a nivel nacional.

__________________

Inminente cierre de empresa Armat dejaría más de 170 cesantes

 

Jueves 5 enero 2012 | 11:30

Publicado por Catalina Morales | La Información es de Comunicado de Prensa •

Sólo meses o semanas de funcionamiento podrían quedarle a la Empresa elaboradora de metales no ferrosos para la elaboración de cospeles, Armat S.A., tradicional industria quilpueína que por casi medio siglo ha provisto a la Casa de Moneda de Chile de los insumos para hacer las monedas de nuestro país, y que en la actualidad da empleo a más de 170 personas.

Esto se debería, a que la Casa de Moneda entregará la elaboración de cospeles o monedas sin acuñar a una empresa extranjera, en desmedro de Armat, (que las ha elaborado durante décadas) con la finalidad de abaratar costos.

De un total de 5 mil 617 toneladas de cospeles que requiere el Banco Central, la Casa de Moneda derivó la fabricación de cospeles en un 10% a España y un 85,8% a la coreana Punsan, dejando los cospeles de las monedas de $1, $50 y $500 a la empresa con base en Quilpué, que se traduce en un 4,2% y significa trabajo para solo 2 meses en Armat. Así lo señaló Luis Pino Gamboa, presidente del Sindicato Nº 2 de Armat.

Por este motivo los trabajadores se encuentran muy preocupados, porque el promedio de edad de ellos es de 47 años, por lo que creen, se les hará muy difícil encontrar otro trabajo, pues se trata de un oficio único en Chile.

Además hay preocupación porque se verá afectada la fuente laboral de transportistas, proveedores, personal de seguridad, entre otros.

——————————–

5 de enero de 2012  Los Andes al Día

Senador Walker oficia al ministro de Hacienda ante cierre de Armet de Quilpuét

El fin del oficio de los fabricantes chilenos de monedas

Cierre de Armat S.A. de Quilpué puso fin a producción nacional de cospeles, los discos de metal sobre los que se realiza la acuñación.

Luis Jerez

Con el objeto de pedir una explicación a la Casa de Moneda por ll adjudicación de cospeles(monedas sin acuñar) a una empresa coreana en desmedro de la tradicional industria quilpueína Armat, (decisión que dejará a más de 100 trabajadores cesantes) el senador , Ignacio Walker ofició al ministerio de Hacienda.

Luego de reunirse con el sindicato de trabajadores de Armat y ante el posible cierre de la industria, Walker solicitó al ministro respectivo una revisión completa de los procesos de adjudicación de contratos con que está operando la Casa de Moneda. La pérdida de este contrato implica en la práctica la desaparición de la industria que durante medio siglo ha provisto a la Casa de moneda de los insumos para hacer las monedas de nuestro país.

“Armat no sólo provee de monedas sin acuñar para nuestro país, es una industria que ha provisto de este material a un sinnúmero de países en todo el mundo. Hay que recordar que el año 2000 esta empresa se adjudicó la realización de las monedas para el EURO exportando más de 8 mil toneladas a más de 9 países de la Comunidad Europea. Sin lugar a dudas esta decisión es un buen balde de agua fría para el empleo en nuestra región, sentenció el parlamentario.

De un total de 5.617 toneladas de cospeles que requiere el Banco Central, la Casa de Moneda derivó la fabricación de cospeles en un 10% a España y en un 85,8% a la coreana Punsam, dejando sólo, los cospeles de las monedas de $1, $50 y $500 a la empresa quilpueína, lo que se traduce en un 4,2%, lo que en la práctica equivale a la producción de 2 meses

————————————

Trabajadores de Armat: “Es un balde de agua fría”

23.01.2012 | Integrantes del sindicato se reunieron hoy con la seremi del trabajo para realizar los trámites legales correspondientes.

Integrantes del Sindicato de trabajadores de Armat presentían el cierre. (Soyvalparaiso)

La directiva sindical de Armat se reunió hoy con la Secretaria Regional Ministerial del Trabajo y Previsión Social, Lavinia Ceballos Díaz, para plantearle la problemática que significa para ellos el cierre de la empresa. Y además dieron aviso de la situación a la Inspección del Trabajo de Quilpué quienes ya fueron a hacer una fiscalización y están redactando el informe que van a entregar tanto a los trabajadores como a la seremi del Trabajo y a la Dirección Regional del Trabajo

Manuel Navarrete Soto, presidente del sindicato n°1 de la empresa dedicada a la fabricación de monedas sin acuñar, señaló que la noticia “es un balde de agua fría”. Explicó que no es menor la pérdida del trabajo, sobre todo porque no tuvieron información clara, lo que les hubiera permitido tener un plazo para buscar otro empleo, explicó Navarrete.

Ante esto la seremi del Trabajo enfatizó que “ desde esta seremía estamos haciendo todas las gestiones posibles para proteger los derechos de los trabajadores y salvaguardar que ellos no sean vulnerados”.

Cierre de Armat

Un total de cien trabajadores quedaron cesantes hoy lunes luego que los dueños de la empresa Armat de Quilpué, dedicada a la fabricación de cospeles o monedas sin acuñar, decidieran cerrar sus puertas debido a los problemas económicos que han surgido durante el último tiempo.

Los malos momentos económicos de la empresa se deben específicamente a que la Casa de La Moneda, principal fuente de trabajo de Armat, decidió no renovar los contratos con la empresa de Quilpué y llevar el trabajo de la realización de los cospeles a manos de fábricas coreanas.

A raíz de esto los dueños de Armat emitieron una carta a sus trabajadores en donde argumentaban que la situación se había convertido en insostenible debido a que el último contrato importante lo tuvieron durante el 2009 y que hoy en día se encontraban produciendo 130 toneladas de metal, mientras que en un año normal eran 300.

Claudio Andres García Gonzalez

Hoy cerró la empresa ARMAT SA dejando a 70 familias en situación de vulnerabilidad aludiendo el articulo 159 número 5 del código del trabajo que dice: “Conclusión del trabajo o servicio que dio origen al contrato” esto significa que ya los trabajadores NO tiene derecho de indemnización… en el comunicado de la empresa a los trabajadores indica que esto es producto de la decisión de LA CASA DE MONEDA DE CHILE de enviar a fabricar los cospeles (monedas) a un país extranjero…
Que les parece esto????

UNA VERGÜENZA!!!!

___________________________

NOTICIAS DE TODO CHILE

Intendente (S) de Valparaíso, Arturo Longton, confirma cierre definitivo de empresa Armat de Quilpué

Lunes 23 enero 2012 | 17:11

Publicado por Catalina Morales | La Información es de Francisco Ovalle •  Inminente cierre de empresa Armat dejaría más de 170 cesantes

 

El Intendente Sub Rogante de Valparaíso, Arturo Longton, confirmó el cierre definitivo de la empresa Armat de Quilpué, la que estaba hace un tiempo encargada de la fabricación de los cospeles para las monedas nacionales.

Longton se reunió con la Seremi del Trabajo y cerca de 70 trabajadores que al llegar a la empresa se encontraron con que estaba cerrada, y sólo se les entregó un comunicado explicando la situación.

El Intendente dijo que la versión de la empresa respecto al cierre no cuenta toda la historia, ya que la Casa de Moneda le habría dado la posibilidad de continuar con parte de la fabricación metálica. Sin embargo, esto habría sido rechazado por Armat como una forma de presionar.

La autoridad regional agregó que, junto a la Seremi del Trabajo, se entregará todo el apoyo posible a los trabajadores, ya que al parecer la empresa estaría intentando evadir el pago de las correspondientes indemnizaciones.

____________________________________________

Abrupto cierre de empresa Armat de Quilpué deja más de un centenar de trabajadores cesantes

Lunes 23 de Enero de 2012

Por más de cincuenta años Armat ha sido líder en la fabricación de cospeles. Foto: Amera

Aunque los rumores se acrecentaban día a día entre los trabajadores y sus familias, existía la esperanza que el anunciado cierre de la empresa elaboradora de cospeles ARMAT de Quilpué, no se concretara.

Sin embargo, el inicio de esta jornada sorprendió al centenar de trabajadores, entre empleados y obreros, que laboran en dicha empresa, al encontrarse con las puertas cerradas y el anuncio del cierre definitivo de la misma.

Hasta el momento, la empresa sólo ha entregado un comunicado en el que señala que “la empresa Armat ha decidido poner término, a partir del día 23 de Enero de 2102, sus operaciones que dio origen la fabricación de cospeles macizos. Lo anterior obliga a dar por terminado todos los contratos de los trabajadores de Armat”, concluye el comunicado.

La empresa Armat llegó a ser una de las más fuertes a nivel mundial en la fabricación de cospeles, importando a mediados de la década de los ochenta a India, Dinamarca, Paraguay, Argentina y otros países de Asia y el Medio Oriente, además de fabricar los cospeles para la Casa de Moneda de Chile, entre otros.

En el transcurso de la jornada, los trabajadores de la empresa, a través de los diversos sindicatos, elaborarán un comunicado al respecto.

—————————–

La Tercera, 28 de enero de 2012

El fin del oficio de los fabricantes chilenos de monedas

Cierre de Armat S.A. de Quilpué puso fin a producción nacional de cospeles, los discos de metal sobre los que se realiza la acuñación.

por María Elizabeth Pérez

Sentado en el salón del sindicato, en el centro de Quilpué, Pedro Farías Rojas (56 años, casado, tres hijos) comparte una colación fría con sus compañeros. Se nota preocupado y la razón, como la de todos ahí, es qué harán de sus vidas, considerando que promedian los 50 años de edad.

Pedro es el mas antiguo de sus 70 compañeros y desde este lunes el sorpresivo cierre de la empresa Armat S.A., donde laboraba hace 35 años, lo dejo de brazos cruzados con un oficio altamente especializado, mucha edad y convertido en uno de los últimos cospeleros chilenos. Así llaman a los fabricante de discos de metal para monedas. Hay 7 empresas del mundo dedicada a esta producción: Armat es la única chilena.

“Ahora las monedas chilenas serán coreanas” ríe Pedro mientras recuerda el proceso diario que hacía, primero artesanal y ahora tecnificado. Fundir los metales, alear, cocer, cortar, moldear, golpear con un peso de 12 toneladas para sacar cada disco y acordonarlos (o hacer el calado de bordes), era la rutina diaria antes de que los cospeles se fueron a acuñar a la Casa de Moneda Nacional o del país demandante.

Cada pieza, señala, era una aleación específica. Cobre, aluminio, níquel, zinc, estaños, entre otros metales, les daban forma. Así fabricó cospeles para pesetas, euros hasta de 50 centavos, pesos argentinos y chilenos, soles uruguayos y monedas del mundo que fueron hechas en Chile. “Las de 5 y 10 pesos son de cobre, aluminio y níquel, y las de 100 y 500 son bimetales con cobre, zinc, níquel y alpaca, y hoy de las más pesadas”, dice. Cospeles de cobre, zinc, alpaca, tipo latón se hacían para Indonesia y Filipinas, recuerda, y mezclas de fierro y manganeso para las pesetas españolas -las más pesadas de todas con 7 gramos. La mas liviana: el peso chileno de aluminio.

Un boom fue el euro, recuerda. “Le hicimos euros a 9 de los 11 países que lo usaban. Pero eso generó también que de 7 cospeleras en el mundo subieran a más de 20. Eramos la única chilena y de Latinoamérica porque Brasil y Colombia sólo hacen sus monedas”.

Armat (Arancibia y Mateluna) S.A . nació en los ’60 en la Región Metropolitana, pero en 1969 llego a la ciudad de Quilpué, por su conexión directa al ferrocarril del puerto. “Yo llegue el año ’77. Recién había terminado el servicio militar. Aquí aprendí mi oficio como muchos, me casé, hice familia. Fue una escuela”, señala Pedro Farías.

Entonces 700 toneladas mensuales era la producción. Hoy con 70 operarios y 20 toneladas diarias, la globalización y grandes empresas pasaron la cuenta.

“Nosotros funcionábamos por pedido y este era para uno año versus las 20 toneladas diarias que producíamos. La coreana Punsan produce 2 mil toneladas por mes, se quedó con todo, incluidas las de cinco pesos que le encargo España. Cómo competir”, afirma Fa

 

 

Escriba un comentario

4 respuestas

  1. Quilpueínos, bien por ustedes que tuvieron que soportar más de 30 años los contaminantes de esa fábrica en el aire,entre ellos el polvillo de arsénico.Estoy segura que sus 170 trabajadores tendrán un futuro mejor,mucha fuerza.

  2. 21 de febrero de 2012
    Anita: Interesante su planteamiento. Lamentablemente no se cerró por el arsénico con que contaminaba sino por razones al parecer de política económica. Quizás su efecto contamknador se pudo haber reducido o eliminado, e incluso haberle dado otra localización. Atentamente. Rolando

  3. Estimado Rolando, importante su artículo. Todos piden gratuidad y que el Estado financie mejor salud y pensiones. Pero no tenemos industrias, no generamos valor agregado, todo se importa de China, el comercio por si solo no genera valor. Por otra parte, esta industria pagaba sueldos e impuestos que quedaban en Chile. Ocupaba especialistas y recuerdo que un compañero ingeniero civil electrónico UTFSM trabajó en ARMAT antes de su cierre, quedó cesante y le dí pega por un tiempo en mi PYME.

    Complementando su artículo, he estado promoviendo esta idea que se la envío, no es nada novedosa, es lo que hacen en todo país industrializado y desarrollado.

    http://kilowatthora.blogspot.cl/2016/01/y-en-chile-queremos-salir-del.html

    Daré difusión de su artículo también, es complementario a la idea del link.

    Cordiales saludos,
    Gonzalo Barros

  4. 6 de junio de 2017
    Gonzalo:
    Gracias por sus expresiones. Tengo bastante escrito sobre el tema.Sólidas industrias son muy importantes. Tenemos muchos ejemplos en actividades grandes empleadoras de mano de obra y de bastante armonía entre el capital y el trabajo. Lamentablemente han desaparecido como fueron las metal mecánicas, las textiles y de la confección, las de cuero y calzado.
    A mi juicio un factor nefasto factor ha sido la política cambiaria. Los tres años a un dolar a $39 pesos fue fatal para el país. Despues ha sido la infleuncia del valor del cobre. Nos llenamos la boca de darle valor agregado a nuestras exportaciones y ahora estamos consumiento derivados del cobre extranjeros. Destruimos la industria automotriz, las armadurías. Lo otros discutible es los bajos o nulos aranceles. Etc. etc. Atentamente. Rolando

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hola, soy Rolando Chateauneuf.

Dentro de mi blog podrá encontrar contenidos  relacionados a:

Alimentación y nutrición, Ética y valores. Cáncer. Constitución. Cultura ecuestre. Economía y Desarrollo. Dólar. Inversiones extranjeras, Medicina natural (Plantas medicinales). Política agrícola. Universidad de Chile.

Para ubicar los artículos por temas, descienda por esta columna hasta alcanzar a Categorías y ahí pinchar la que le interese.

Buscador
Categorías
Archivos
Archivos
Enlaces externos