Sign up with your email address to be the first to know about new products, VIP offers, blog features & more.

El Mal de Chagas se puede trasmitir por la alimentación. Versión ampliada y actualizada

El 20 noviembre 2008 escribí el artículo que titule “El Mal de Chagas se puede trasmitir por la alimentación”. Desde entonces me he dedicado a divulgar esta realidad en los medios que me ha sido posible, pero veo que esa información poco se difunde y parece su desconocimiento bastante generalizado. He conversado con muchos médicos y con ninguno de ellos me he encontrado que sabe de esto; en varios no he visto mayor interés por el tema.

Esta enfermedad sin duda que es bastante importante y ocasiona serios problemas de salud. Sería incurable, aunque algunas fuentes de información señalan que algunas personas podrían sanar mediante la medicina alopática o tradicional. La medicina natural tendría tratamientos muy positivos contra esta enfermedad como también al clorito de sodio se le atribuirían cualidades de sanación.

Con satisfacción he revisado un interesante artículo sobre el tema publicado por la Universidad Nacional Autónoma de México(UNAM) cuya autora es Dra. Teresa Uribarren Berrueta del Departamento de Microbiología y Parasitología, Facultad de Medicina, UNAM.

En el artículo aparece como última causa de la trasmisión de esta enfermedad: 5) Vía oral, un mecanismo emergente, a través de ingesta de los triatóminos; ingesta de alimentos contaminados con heces de los artrópodos, con secreciones de reservorios – zona del Amazonas y otras zonas no endémicas (Shikanai-Yasuda et al., 2012; Yoshida et al., 2011; Herrera et al., 2011). Existen reportes de microbrotes y hasta un brote urbano de importancia. (Alarcón de Noya et al., 2010).

A las trasmisiones tradicionales se han agregado los trasplantes.

El artículo termina señalando que ha sido revisado el 28 abril de 2015. En sus fuente de información aparece como la más reciente una del 2014.

Fte: http://www.facmed.unam.mx/deptos/microbiologia/parasitologia/trypanosomosis.html

 

Por lo inicialmente señalado, la falta de conocimiento del tema, he creído conveniente repetir lo que en el 2008 escribí, tratando de agregar otros antecedentes. Entre éstos la trasmisión por la vía oral que comunica la Dra. Teresa Uribarren Berrueta, de la UNAM.

A su enumeración habría que agregar carnes de mamíferos infestados con este tripanosoma.

Me parece conveniente señalar que la vinchuca también se nutre de sangre de aves, pero éstas no se infestan. Sólo los mamíferos se ven afectados. Las vinchucas podrían estar en gallineros y palomares.

El huésped natural de la vinchuca(1) (Triatoma infestans) probablemente ha sido desde hace millones de años la cobaya.(1) En Bolivia se ha observado a T. infestans fuera del domicilio humano, asociado a cobayas silvestres. Sin embargo, se alimenta principalmente a cuenta del hombre.

De hecho, dada su amplia distribución y capacidad de adaptarse a vivir en el domicilio y peridomicilio humano, esta especie es la mayor causante de casos de infección de Trypanosoma cruzi (parásito causante del Mal de Chagas).

Nota (1). Triatoma infestans es un insecto heteróptero de la familia Reduviidae. Es hematófago y considerado uno de los vectores responsables de la transmisión de la enfermedad de Chagas. Se le denomina chinche besucona (en México), chinche picuda (en Guatemala, Honduras y El Salvador), pito (en Colombia), chichá (en Paraguay), vinchuca (en Argentina, Chile, Uruguay y Bolivia), chipo (en Venezuela), chinche gaucha (en Argentina) o chirimacha (en Perú), además de barbeiro o percevejo-do-sertão en Brasil.

Nota: (2) Cobaya es el nombre común de una especie mamífera de poco tamaño, de un peso habitual inferior a 1 kilogramo. Tiene diferentes nombres comunes en lugares distintos; en su zona de origen (Perú) se le conoce como cuy y ese mismo nombre en general en América del Sur. En México y América Central cuye, cuyi, cuyo, cuilo, cuis. En países del área caribeña, Andalucía y Canarias el nombre ha derivado a curi, acure, curí,curío, curie, cuín y curiel. Muy conocido en investigaciones experimentales del campo de la medicina, es el de conejillo de Indias.

Existe la cobaya silvestre (Cavia aperea) que es una especie de roedor de la familia Caviidae ampliamente distribuida por Sudamérica. Se halla en Argentina, Brasil, Colombia, Ecuador, Perú, Paraguay, Uruguay y Venezuela. La otra cobaya más conocida es la doméstica, que es una especie híbrida de nombre científico “Cavia porcellus”.

La cobaya o cuy es bastante consumido en varios países y se acostumbra a criar en forma casera; también se le comercializa bastante en ferias locales.

Volviendo a lo que escribí en mi artículo del 2008. agrego. Me correspondió hacer una misión a Salta, provincia del Noroeste argentino en el año 1995, como consultor de FAO, para dar apoyo a una programa provincial de alimentación y nutrición. Tuve la oportunidad de tomar conocimiento que el Mal de Chagas se podía trasmitir por la alimentación. Me lo señaló un distinguido médico investigador de la Organización Mundial de la Salud, el Dr. Miguel Ángel Basombrío, quien durante años había estado trabajando en investigación sobre esta enfermedad, con sede en la Universidad de Salta. En una entrevista con él surgió el análisis del consumo de carne de cuy. Me extrañó cuando me dijo que el tema era delicado, ya que por el consumo de su carne, si no estaba bien cocida, podía trasmitirse esta enfermedad. Me llamó profundamente la atención debido a que sólo sabía que esta delicada enfermedad se trasmitía por la vinchuca, que al succionar sangre en el humano, junto con defecar dejaba una deposición de fecas y huevos, que al rascarse el individuo se producía su infestación.

Me había tocado trabajar bastante en los temas alimentarios y desconocía esta forma de trasmisión. Motivé de inmediato una reunión con nutricionistas académicas de esa universidad que desconocían esta forma de trasmisión y se sorprendieron de esto. Revisando bibliografía, sin profundizar en el tema, he visto que no se menciona mayormente esta forma de trasmisión.

Tiempo después supe por la prensa que varias personas en Brasil se habían infestados del causante de esta enfermedad, el Trypanosoma cruzi, al ingerir una bebida que lo contenía.

Llegando a Santiago, después de esta misión, informé, tanto al INTA, como a Medicina Veterinaria y a Producción Animal de la Facultad de Ciencias Agraria y Forestales, dependencias de la Universidad de Chile, de esta forma de trasmisión y no recibí de ninguno de mis destinatarios respuesta alguna.

He creído conveniente trasmitir esta información por si pudiera ser útil, para tomar medidas para contribuir a evitar esta forma de contagio.

Revisando por Internet veo que se dan en forma reiterada como vías de trasmisión otras fuentes. Trasmito textualmente algunas menciones sobre esto

“La enfermedad es vehiculizada por insectos vectores de la familia de los triatómidos, siendo el más importante de ellos el Triatoma infestans, que habitan en las grietas de las viviendas rurales precarias”.

“Los triatomas se infectan al ingerir sangre de mamíferos con T. cruzi, los cuales se reproducen en el intestino del triatoma. Al picar para obtener sangre, los vectores defecan y eliminan los tripanosomas que penetran en la piel a través de la herida de la picadura, por rascado o de las mucosas (conjuntiva del ojo)”.

Existen diversas formas de transmisión del padecimiento:

• Transmisión Vectorial, es la principal vía de transmisión, en el 80% de los casos, la enfermedad en los humanos se debe a la transmisión vectorial, a través de las heces del Triatoma. Esta se da cuando a través de las heces del insecto penetran los parásitos por la herida que causa la picadura, por lesiones en la piel o por las mucosas de ojos, boca o nariz.
• Vía Trasplacentaria, la infección prenatal por vía trasplacentaria de Trypanosoma cruzi en la circulación materna con infección aguda o crónica, es posible, pero no obligada.
• Por leche Materna, la posibilidad de infección del hijo por la leche de madre que padece enfermedad de Chagas es posible, ha sido verificada clínicamente y cuenta con ratificación experimental, su ocurrencia es excepcional y muchos especialistas consideran que es un riesgo importante. Al ser una enfermedad que se presenta predominantemente en sectores de la socioeconómicamnte deprimidos de la población, y en aquellos casos donde los niños sufren de malnutrición, es prudente que el hijo de una mujer que sufre enfermedad de Chagas sea amamantado por la madre a pesar del riesgo de infección; sobretodo sabiendo que el tratamiento en niños es efectivo.
• Por Hemo Transfusión, otro considerable número de infecciones se produce mediante la transfusión de sangre proveniente de donadores con infecciones ignoradas, generando cuadros clínicos agudos en los receptores, se han registrado casos mortales fulminantes. Por eso en todos los bancos de sangre de zona endémica (y actualmente en países donde no se encuentra el vector pero cuentan con corrientes migratorias de países donde la enfermedad de Chagas es un problema de salud pública) deben realizarse los estudios específicos para descartar la contaminación con T. cruzi.
• Por Contaminación Accidental en Laboratorio, son múltiples los casos conocidos de esta enfermedad por infección accidental en laboratorios médicos, por manipulación de chinches provenientes de animales infectados, cultivos de T. cruzi o material biológico proveniente de enfermos grandemente infectados.

Otra confirmación de que el Trypanosoma puede trasmitirse por vía digestiva es la información que recogí en la documentación revisada

“Los animales pueden infectarse de la misma forma y también contraen la enfermedad comiendo un insecto infectado”.

He recogido otra información al respecto, presentada por el Dr Avilio Méndez Flores, que creo conveniente agregar a este artículo;

“La enfermedad de Chagas es un problema de salud pública importante para Venezuela. Debido a la inadecuada información que se tiene con relación a la vía de transmisión de la enfermedad de Chagas, algunas personas han comenzando a fumigar sus hogares. Sin embargo, el brote que origina esta patología no se relaciona con las condiciones sanitarias de un sector, sino con la transmisión del parásito que transporta el chipo(vinchuca) por medio de la ingesta de alimentos contaminados”

“En Brasil, por ejemplo, ocurrió un brote de la enfermedad de Chagas porque las personas consumieron guarapo de caña, que se realizó de una planta que tenía chipos alojados en su tallo. Hoy en día, en Venezuela, no ha aumentado el índice de casos de Mal de Chagas por picadura de chipo, pero sí se ha observado un repunte de la transmisión de la enfermedad por vía oral”.

“Los casos más frecuentes de enfermedad de Chagas por contaminación de alimentos no se producen por la ingesta de bebidas pasteurizadas o comidas envasadas, sino por consumir frutas y hortalizas que han sido manipuladas en casa. Por lo tanto, es fundamental que las personas laven muy bien los alimentos que serán preparados de forma casera”.

“Es necesario que se mantenga la medida de tener en todos los Bancos de Sangre del país un método de despistaje para enfermedad de Chagas, debido a que sigue siendo una patología endémica en Venezuela. Un diagnóstico a tiempo, puede impedir que un individuo sufra, luego de 30 años de haberse infectado, importantes consecuencias, como eventos cardiovasculares que pueden causar la muerte”.

Dr. Avilio Méndez Flores. (Julio 2008)

Me ha parecido conveniente presentar este artículo nuevamente en mi página web, con varios agregados.

0Sin voto aún

Sin comentarios aún.

Qué piensa del artículo?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *