Medicina natural, actualidad y economía

Continúa la polémica por el precio del trigo. ODEPA, COTRISA y las organizaciones de productores salen a la prensa. Se procura llevar el tema a nivel Presidencial

El Director Nacional de ODEPA sólo hoy responde en carta al Director de El Mercurio a contenidos de carta de un productor, publicada el 16 de enero. Interesante entrevista al Gerente de COTRISA publicada hoy en el mismo diario. En una inserción de media página aparece Declaración Pública firmada por Presidente del CAS, Presidente de Fedetrigo, Secretario General Voz del Campo y Presidente de la SNA. Piden a la Presidenta de la República que intervenga en la materia. Situación bastante compleja, con difícil solución. Más adelante hago algunas consideraciones al respecto.

Me parece conveniente analizar primero la carta del Director de ODEPA, para después hacer referencia a otros temas, entre éstos entrevista al Gerente de COTRISA y finalmente a la inserción firmada por tan importantes dirigentes.


Siguiendo con el estilo de los artículos anteriores, me ha parecido conveniente presentar la carta del Director de ODEPA, el diario titula “Precio del trigo

“Señor Director:

A propósito de las opiniones de don Juan Enrique Arzola(carta del 16 de enero), me parece importante precisar que Odepa aporta información a los distintos agentes del mercado con la tarea de transparentar su funcionamiento y permitirles que adopten sus decisiones basándose en datos que sean útiles y fidedignos.

Los mercados funcionan sobre la base de la relación entre demandantes y oferentes, de cualquier producto. Es un hecho sabido y aceptado que existe asimetría en las capacidades de obtener información en ciertos mercados. El caso del trigo es uno de ellos, por esta razón Odepa provee el costo de importación como un indicador que hace más transparente el mercado y facilita su conocimiento a todos los agentes de la cadena. Es el caso de la provisión de un bien público, que corresponde a las tareas del Estado en una sociedad moderna.

Odepa no hace una opción por “apoyar la estrategia comercial” de ningún sector. Si actuara bajo ese predicamento, perdería la credibilidad; y este organismo cuenta con una alta aceptación de la información que proporciona.

Específicamente, respecto al costo alternativo de importación mencionado para Chillán, el razonamiento que se sigue es que quienes compran tienen su sede en la Región Metropolitana y si se abastecen desde el exterior o en Chile, contarán entre sus costos los fletes necesarios para llevar la materia prima a sus instalaciones. Esto no se puede modificar por voluntad de quién realiza el cálculo.

IVAN NAZIF
Director Nacional de Odepa”

Si bien es cierto esta carta tiene interesantes planteamientos, desgraciadamente no aborda en forma precisa uno de los temas importantes, el del precio del trigo importado base Chillán, que aparece en la información de ODEPAy que critica el agricultor de la carta.

La publicación de esta oficina sobre costo del trigo importado base Chillán a mi juicio está mal titulada, lo que lleva a confusión, confusión misma que se refleja en la inserción de hoy en El Mercurio firmada por esos 5 importantes dirigentes del sector agrícola en la que se hace aparecer como de fuente Odepa de los precios base Chillán de $16.023-$20.087. También es importante que cartas de esa naturaleza sean respondidas de inmediato; de haberse hecho un par de días atrás se podría haber evitado el error que presenta la inserción, que hace aparecer exagerada las diferencia para Chillán entre el Costo que aparece dado por ODEPA y los precios que estarían ofreciendo los molinos.

Debe recordarse que la sigla Odepa u ODEPA, es de la llamada Oficina de Estudios y Políticas Agrarias del Ministerio de Agricultura. La ODEPA fue creada en 1965 como Oficina de Planificación Agrícola; me tocó estar a cargo de ella en su iniciación. Después fue cambiando de nombre.

Debe reconocerse públicamente que ODEPA en la actualidad es una fuente de información de alta calidad y cobertura; sus campos de información están permanentemente ampliándose.

También debe tenerse presente que no puede ser ODEPA quien fije las políticas, sino que debe ser una oficina más bien de estudios y de proposición de políticas, las que deben ser establecidas por el Ministerio de Agricultura, por el Gobierno o bien por el Estado cuando se habla de políticas de Estado(Leyes específicas por ejemplo)

Entrevista a Eduardo Meersohn, gerente de COTRISA. El artículo se inicia con estas significativas expresiones: .. “que no puede intervenir por cuenta propia en el mercado del trigo“. “Cotrisa es una sociedad anónima (…), no es generadora de políticas públicas“. La entrevista es muy interesante, refleja varias cosas. Cotrisa es una sociedad anónima y su Directorio y Gerente deben velar por cuidar su patrimonio. Es una filial de CORFO. Es una ejecutora de políticas que otros las deben definir. Se aprecia que no hay una buena relación con la molinería, la que preferiría entregarle la información a Odepa y no a ella. Cotrisa hace estudios de costos de internación a través de una empresa consultora de gran experiencia internacional. Señala que actualmente la producción nacional cubriría del orden del 50% de la demanda, teniendo el país una potencialidad bastante mayor de abastecimiento propio. Realmente es una entrevista que se debe tratar de leer.

Referente a la gran inserción de las 4 organizaciones titulada DECLARACIÓN PÚBLICA, ésta parte de la base que la molinería está ofreciendo a los productores nacionales precios inferiores a los costos del trigo importado. Desgraciadamente se basan sus juicios en gran parte en errada interpretación de información entregada por Odepa, como ya lo he comentado anteriormente.

Critican que Cotrisa no intervenga en el mercado, porque se dan las condiciones para que lo haga. Destacan que han tenido un respaldo parlamentario transversal.

Hacen ver que a otros sectores el Gobierno los ha ayudado y que ellos merecen un trato similar. Terminan pidiendo la intervención de la Presidenta de la República.

Algunas consideraciones:

  1. Siempre el tema de la comercialización y de los precios del trigo ha sido de preocupación de los gobiernos de turno.
  2. El país con una buena política de comercialización y precios y, posiblemente con otras medidas de políticas de apoyo, podría llegar a estar muy cerca de autoabastecerse del cereal, como bien lo da a entender el Gerente de COTRISA.
  3. No es fácil que la molinería por iniciativa propia dé un tratamiento favorable a los productores nacionales. Para ellos tradicionalmente les ha sido preferible usar el trigo importado porque entre otras razones pueden obtener los volúmenes y calidades que necesitan en forma más fácil. También era habitual que los países exportadores dieran facilidades de financiamiento.
  4. En un mercado tan libre, la molinería tiene mucho más poder de negociación que los agricultores, en su mayor parte atomizados y con ofertas cronológicamente muy concentradas. Además las importaciones las pueden hacer escalonadas, con menos riesgos de cambios de precios, en cambio comprar trigo nacional le puede llevar a tener que constituir stocks que les originan mayores costos e incertidumbre.
  5. Debe haber una política de Estado para el trigo, no fácil de formular y ejecutar con los modelos tan neoliberales que existen en el comercio exterior actual, en lo que Chile ha sido un líder..
  6. En el pasado, en la antigua democracia, un papel importante jugaba el Estado a través de la Empresa de Comercio Agrícola(ECA), sucesora de INACO y de INECONA. El precio del trigo era fijado por el Gobierno, la ECA creaba un poder comprador especialmente para pequeños y medianos productores, limitando los volúmenes por empresario. Compraba del orden de un 10% de la producción. Además la ECA tenía el estanco de la importaciones de trigo, que vendía a la molinería, especialmente en el segundo semestre en proporción a lo que las empresas compraban al productor nacional; así se estimulaba la demanda privada. Las letras trigueras que nacían de las ventas a plazo tenían sistemas preferenciales de descuento, incluso las descontaba directamente el Banco Central. También era importante el crédito warrants o pignoraticio, que prestaba con la garantía del grano almacenado.
  7. Parte importante de la que podría llamarse crisis actual, es que el precio del trigo internacional está a la mitad del precio que se tuvo la cosecha pasada y los insumos, entre ellos especialmente fertilizantes y combustibles estuvieron a precios reales como costos, muy superiores a los de temporadas anteriores. El superfosfato en el 2008 duplicó en precios reales a los del 2007 y triplicó los de 2008. La urea en el 2008 fue un 55% superior en precios a los del año anterior y sobredobló el precio del 2006. En combustible también se tuvo alzas inmensas.

Las soluciones no se ven claras. La presión política a nivel de Presidenta de la República, puede llevar a que COTRISA entre al mercado comprador, con resultados no fáciles de prever. Todo lo presentado ha motivado una interesante integración de dirigentes de productores; debe tenerse presente que tenemos unos 50 mil productores de trigo en Chile.

Es común que el sector agrícola requiera de políticas especiales, distantes de las que se dan tradicionalmente por los modelos liberales para otros sectores. Los países desarrollados han sabido llevar interesantes políticas agrícolas, muy criticadas por los neoliberales chilenos, pero por algo será que ellos lo hicieron así.

Escriba un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hola, soy Rolando Chateauneuf.

Dentro de mi blog podrá encontrar contenidos  relacionados a:

Alimentación y nutrición, Ética y valores. Cáncer. Constitución. Cultura ecuestre. Economía y Desarrollo. Dólar. Inversiones extranjeras, Medicina natural (Plantas medicinales). Política agrícola. Universidad de Chile.

Para ubicar los artículos por temas, descienda por esta columna hasta alcanzar a Categorías y ahí pinchar la que le interese.

Buscador
Categorías
Archivos
Archivos
Enlaces externos