Medicina natural, actualidad y economía

¿Qué se entiende por depreciación acelerada? ¿Algunas consecuencias económicas?

Tema de actualidad con motivo de medidas propuestas por el Ejecutivo para financiar costos de la reconstrucción

No es fácil para el hombre común entender bien lo que es la depreciación acelerada. A continuación se hace un breve análisis sobre el tema.

Años atrás éste fue un privilegio que se le daba al inversionista extranjero, privilegio negociable, en que el inversionista podía ser favorecido por un contrato de aporte de capital que contemplaba esta franquicia o beneficio de la depreciación acelerada. Incluso se le podía permitir retirarla del país.

Hay inversiones, especialmente en maquinarias y equipos y también en construcciones, que para una sana contabilidad y determinación más exacta de utilidades, a estos activos que pierden valor a través del tiempo, por desgaste, por acortar su vida útil y por obsolescencia o pérdida de actualidad tecnológica, se les debe desvalorizar como activos. Esto constituye una pérdida que debe recargar los gastos o costos de producción, pero que no significan un gasto efectivo en dinero.

Para hacer una depreciación hay tablas u otras formas de justificarlas, de manera que reflejen lo mejor posible la pérdida de valor de ese activo. Si la depreciación utilizada es inferior a la que se podría considerar justa, se abultan falsamente las utilidades o en igual forma se reducen las pérdidas, si es que la empresa está operando a pérdida.

La depreciación acelerada motiva que utilidades reales pasan a ser reducidas o castigadas, con lo cual se reducen los montos tributables de los años iniciales, con ello se tributa menos y se pueden retirar disponibilidades incluso mayores a sus utilidades, sin que se alterre la operación de la empresa. Igualmente esos recursos pueden reinvertirse.

Con la depreciación acelerada, las utilidades contables pasan a ser mayores en los años posteriores a los que los activos han quedado depreciados y por lo tanto la empresa entra a tributar más. En el fondo la depreciación acelerada posterga la recepción por el Gobierno de impuestos sobre utilidades, se puede considerar en cierto modo un pago posterior de parte de las utilidades reales, como una especie de crédito que el Gobierno le da a la empresa beneficiada, sin el cobro de intereses. El empresario se ve favorecido por esto y asegura en forma anticipada las utilidades que puede extraer de su empresa, y reduce sus riesgos futuros frente a situaciones cambiantes del mercado y a los posibles cambios de las políticas tributarios.

La depreciación acelerada podría también afectar en forma negativa en los primeros años a los trabajadores si éstos reciben participación en las utilidades y no se hacen las correcciones adecuadas para eliminar el efecto de este tipo de depreciación.

La depreciación acelerada puede ser un estímulo a nuevas inversiones. Para el caso del financiamiento de una reconstrucción tiene un efecto negativo, ya que posterga y en cierto modo reduce ingresos fiscales, tan necesarios para reconstruir. Pero al estimular inversiones puede tener un efecto positivo, más bien a futuro, en aumentar producción, empleo e ingresos fiscales por el efecto estimulante en la inversión y en la producción.

Escriba un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Hola, soy Rolando Chateauneuf.

Dentro de mi blog podrá encontrar contenidos  relacionados a:

Alimentación y nutrición, Ética y valores. Cáncer. Constitución. Cultura ecuestre. Economía y Desarrollo. Dólar. Inversiones extranjeras, Medicina natural (Plantas medicinales). Política agrícola. Universidad de Chile.

Para ubicar los artículos por temas, descienda por esta columna hasta alcanzar a Categorías y ahí pinchar la que le interese.

Buscador
Categorías
Archivos
Archivos
Enlaces externos